ohr

Office of Human Rights
 

DC Agency Top Menu

-A +A
Bookmark and Share

Nota de la directora (Spanish)

Friday, June 10, 2022

Nota de la directora

Desde 1973, Washington, D.C. ha protegido la elección de cada persona en cuanto a quién ama. Ese año, el Concejo Municipal del Distrito de Columbia  aprobó el Título 34, una amplia ley de derechos humanos que incluía prohibiciones contra la discriminación con base en la orientación sexual, además de muchas otras clases de discriminación.  Esta protección se aplicaba en las áreas de vivienda, empleo y establecimientos públicos. La aprobación del Título 34 convirtió al Distrito de Columbia (D.C) en una de las primeras ciudades importantes en brindar protección con base en la orientación sexual, y más tarde, el D.C también se convirtió en una de las primeras regiones en proteger la identidad de género, cuando se agregó a la Ley de Derechos Humanos en 2006.

El Título 34, por supuesto, fue el predecesor y sentó las bases para la aprobación de la Ley de Derechos Humanos del DC de 1977. La Oficina de Derechos Humanos (OHR) ha trabajado arduamente durante los últimos 45 años para mantener estas protecciones y para avanzar en nuestro proceso de asegurarnos el cumplimiento de las normas contra la discriminación.  Hoy en día, nos enorgullece tener 21 características protegidas, que cubren las áreas de instituciones educativas, vivienda, empleo, establecimientos públicos y servicios gubernamentales. 

Solo el Distrito de Columbia y 16 estados permiten que las parejas del mismo sexo adopten niños y prohíben la discriminación en el seguro médico por identidad de género y orientación sexual. Del mismo modo, el D.C. se encuentra entre menos de la mitad de los estados que prevén prohibiciones explícitas contra la discriminación por identidad de género y orientación sexual.  En los últimos años, se han llevado a cabo acalorados debates sobre los derechos de las personas trans a usar el baño que corresponda con su identidad de género.  La Oficina de Derechos Humanos lanzó una campaña en 2014 para aumentar la concientización sobre las leyes del Distrito que requieren que los baños individuales sean neutrales en cuanto al género.  La campaña también modernizó las formas en que se podían denunciar estas violaciones al permitir que los integrantes de la comunidad se pusieran en contacto con la OHR a través de las redes sociales.  El Distrito también tiene amplios lineamientos sobre el uso no solo de los baños, sino también de los vestuarios e instalaciones similares, explicando que se debe permitir a una persona usar las instalaciones de acuerdo con su identidad de género, no con el sexo asignado al nacer.  El debate sobre la identidad y la expresión de género se ha extendido a las actividades relacionadas con las escuelas. 

A pesar de los avances en las protecciones legales, en 2021, más de 370 personas transgénero fueron asesinadas en nuestro país, lo que lo convierte en el año más mortífero desde que se comenzaron a llevar registros, y en lo que va de 2022, al menos 14 personas transgénero han sido asesinadas.

Por lo tanto, está claro que, si bien hemos hecho progresos desde el punto de vista legal, debemos seguir trabajando arduamente y juntos para mantener las victorias que conseguimos con mucho esfuerzo en las leyes de derechos humanos. Lo que esto significa es que, aunque la aceptación y la tolerancia han aumentado drásticamente en algunas partes del país, los crímenes de odio siguen siendo demasiado frecuentes y hay mucho por hacer para fomentar la inclusión de los integrantes de nuestra comunidad sin importar a quién amen y cómo se expresen. 

Amigos: Todas las personas tienen derecho a sentirse valoradas, bienvenidas y respetadas independientemente de su identidad de género, expresión de género y orientación sexual. Si nos mantenemos unidos, podemos luchar para poner fin a la discriminación en el Distrito y más allá.

En solidaridad,

Hnin Khaing

Directora interina